¿Nos hemos olvidado de “la fachada”?

Compartir:
fachada-manel-morillo-710

plantilla_expertos_seccion_manel-morillo

Los empresarios hosteleros buscan continuamente nuevas técnicas de venta: estrategias, recursos, formatos… lo que sea para vender más. Invierten en formar a los empleados para que hagan crecer las ventas mediante upsellings, ventas cruzadas, promos, etc. También se centran en las redes sociales que parecen la panacea de las nuevas ventas, de los nuevos clientes, de la captación y la fidelización.

Todo ello es útil de una forma u otra y genera nuevos ingresos, pero lo que me sorprende es lo poco que esos mismos empresarios miran lo que ahora comunican a sus clientes. Antes de formar a empleados anfitriones, embajadores de marca y vendedores de felicidad (y todo ello, sin duda, hay que hacerlo) mi consejo es mirar las fachadas de sus locales: la iluminación, la imagen corporativa, la ubicación de las cartas y puntos de venta sugerida. ¿Qué ve el cliente que pasa por delante de nuestra fachada? En la mayoría de ubicaciones una buena imagen de fachada, unos buenos impactos de imagen pueden ser un 10% de incremento de ventas.

Cuando el cliente ve nuestra carta… ¿qué ve? ¿Ve algo divertido e interesante?, ¿innovador? ¿Ve algo que merezca la pena y nos dé personalidad? ¿Cómo mostramos nuestros precios? ¿Cómo tenemos nuestra página web? ¿Está actualizada y tiene una identidad gráfica atractiva? ¿Vende la web nuestro restaurante?

En ocasiones le dedicamos recursos económicos, de tiempo y personales a planes para mejorar las ventas y nos olvidamos de que, antes de eso y para que sean eficaces, debemos asegurar los básicos: la imagen exterior e interior de nuestro negocio, la cartelería, la oferta comercial y la web.

Deja un comentario

comentarios

Compartir:

logo_bdi_new

Suscríbete para recibir la newsletter semanal con las noticias de Barra de ideas

¡SUSCRÍBETE!